¿Has sufrido de piedras en el riñón? Se trata de una pieza sólida que se origina en dicho órgano debido a la acumulación de deshechos en la orina. Estas son tan pequeñas como un grano de arena o tan grande como una perla. En ocasiones estos defectos se eliminan sin una intervención quirúrgica.  Por el contrario, existen complicaciones en las que se puede atorar en las vías urinarias.

En caso tengas los siguientes síntomas debes acudir a un médico para comprobar que tengas piedras en los riñones:

  • Dolor constante en la espalda
  • Sangrado de orina.
  • Fiebre
  • Náuseas y vómitos
  • Mal olor de orina.
  • Mucho ardor al ir al baño.

Los especialistas detectan las piedras generalmente mediante un examen de orina, sangre o por imágenes.

En caso la piedra no salga voluntariamente se deberá a proceder con un tratamiento , los cuales pueden ser por ondas de choque o por una cirugía.

Ads