Una madre es un ser maravilloso que sin importar qué, siempre está al cuidado de sus hijos y todo aquel que la rodea, sacrifican cualquier cosa con el fin de hacer feliz a las personas que más ama.

Ads

Desde el primer momento en el que llegamos al mundo establecimos un vínculo muy especial con nuestra madre, a pesar de que no la conocíamos del todo sabíamos que iba a ser una persona muy importante en nuestra vida.

Además, ellas siempre han pasado por situaciones muy difíciles que no todos podrían aguantar, por esa razón hemos decidido crear este artículo donde mostraremos por medio de ilustraciones todos sus grandes sacrificios.

1.  Una madre siempre se encarga de cuidarnos cuando estamos enfermos

¿Quién más para cuidarnos cuando estamos enfermos que nuestra madre?, no caben dudas de que ella hará todo lo que esté a su alcance para hacernos sentir mejor, incluso se desvela toda la noche para estar pendiente de nosotros.

Ads

2.  Se preocupa por nuestro bienestar incluso cuando nosotros estamos en una fiesta

A muchas personas les puede resultar molesto que su mamá les esté llamando a cada minuto para saber si están bien, cosa que no debería ser así, pero es un gesto muy bonito que siempre estén pendientes de nuestro bienestar.

3.  Demuestra su amor con pequeños detalles

No hay amor más puro que el amor de madre, eso te lo podemos asegurar. Con tan sólo prepararnos una rica cena o postre, nos estará demostrando todo el amor que siente por nosotros.

4.  Le importa más nuestro bienestar antes que el de ella

Otra de las pruebas que afirman los grandiosos seres humanos que son, es que ellas preferirán asegurar que su hijo esté en perfectas condiciones antes de evaluar que cosas le faltan a ella misma.

Ads

5.  No sabemos como, pero siempre encuentran las cosas que nosotros no encontramos

¿Alguna vez se te ha perdido algo y has tenido que recurrir a tu madre para que lo encuentre? no sabemos cual es la razón exacta, pero ellas siempre terminarán encontrando todo aquello que nosotros no vemos.

6.  Al quedarnos dormidos en el sofá siempre nos acobijan

Seguramente a más de uno nos haya pasado el quedarnos dormidos en el sofá sin darnos cuenta, y a la mañana siguiente despertar acobijados, pues nuestra madre siempre se preocupa de que no pasemos una mala noche.

 

7.  Tienen que hacer mil cosas a la vez

 

Ads

Siempre están ocupadas todo el día, y además de cuidarnos, estas se encargan de dejar todo limpio y preparar la mejor comida del mundo para hacer feliz a su familia.

8.  Encontrarse todos los juguetes en el piso

 

Ads

Muchas veces los niños más pequeños dejan los juguetes desordenados por todo el piso una y otra vez, ella siempre lo arregla y recoge todo.

9.  Aprender a tomar sus propias decisiones

Esta situación se da más que todo en las primerizas, puesto que muchas personas buscarán la forma de aconsejarla y esto puede llegar a confundirla, así que deben aprender a tomar sus propias decisiones.

10.             Sufrir en el supermercado

Cuando somos pequeños siempre tendemos a querer llevarnos todo lo que vemos, por eso ellas siempre sufrirán a la hora de llevarnos al supermercado.