Muy pocas personas saben que es el líquido rojo que acompaña a las carnes rojas que consumes pero debes saber desde ya que este líquido rojo no es sangre como siempre has creído.

Ads

Este líquido rojo que acompaña las carnes, mayormente al ser descongeladas no es sangre, este se produce mediante un proceso de reacción química mediante el cual la carne se expone al ser congelada y descongelada.

Sin embargo, a continuación te daremos algunos datos acerca de este líquido para que tengas más conocimiento.

¿Qué es ese líquido rojo?

Ads

El líquido rojo que acompañan a las carnes es realmente una reacción química que se hace al descongelar la carne, se comienza producir una mezcla de agua con una proteína llamada mioglobina, pero no es sangre como pensabas.

¿A qué se debe el líquido rojo que acompaña a las carnes?

Ads

Ese líquido proviene le color de la proteína que se encuentra en el muslo de las vacas, la estructura de esta partícula es muy similar a la de la hemoglobina por eso se parece mucho a la sangre.

La función de esta proteína es el almacén oxígeno, por lo que al congelar la carne se llenan de hielo, y cuando se descongela se rompen y las células mioglobinas comienzan a liberarse.

Y como son tan parecidas a la hemoglobina, que es la de la sangre, se comienza a tornar en ese color rojo que muchas personas creen que es la sangre que queda en la carne de la vaca.

Entonces, ya sabes que el líquido rojo que acompaña a las carnes no es sangre, sino que simplemente es una proteína que se nota mucho al descongelarse porque se rompen y toman ese color.

Ads

Si este líquido fuera sangre, entonces en el pollo y el pescado lo pudiéramos notar, pero no se pueden observar debido a que estos animales no tienen los mismos componentes proteicos en su cuerpo que los demás.

Ads

Recuerda que no todos los animales son iguales, por esto es no debes de preocuparte si vas a un restaurante y pides un filete a término medio y le sale este líquido rojo que acompaña a las carnes.

Porque ya tu sabes perfectamente que no es sangre por lo que te lo vas a poder comer sin ningún tipo de problemas, tranquilamente sin tener miedo a que te dé alguna enfermedad.

Muchas personas no ingieren las carnes rojas en este término medio, porque piensan que ese líquido rojo que acompaña a las carnes es sangre, se asustan y piensan que se van a enfermar.

Recomendaciones

Hay que recordar también que no se recomienda lavar la carne y el pollo antes de ser cocinados, claramente debes de lavarlo, pero no tanto ni en exceso porque este perderá algunas proteínas que son naturales.

Si te preguntan ¿qué es el líquido rojo que acompaña a las carnes rojas que consumes? Ya te sabrás la respuesta, que no es algo benigno, todo lo contrario, porque contiene una proteína.

Ads

La cual puede resultar ser muy buena y saludable para tu propio organismo, pero ahora ya sabes que puedes ingerir este alimento sin ningún miedo y cuando descongeles la carne ya no pensarás que es sangre.

Ads